Los negocios latinos se reinventaron en 2020, dijo Mónica Linares, presidenta de la Cámara de Comercio Hispana de Toronto

Mónica Linares, presidenta de la Cámara de Comercio Hispana de Toronto, dijo que a pesar de la pandemia de la Covid-19, el año 2020 fue muy bueno, porque la mayoría de los negocios de los latinos se reinventaron y sus directivos piensan que fue una etapa de grandes oportunidades.

Linares dijo que durante ese período su entidad priorizó las actividades en línea algo que funcionó muy bien, “hicimos muchas cosas, pudimos atraer personas que aportaron ideas y proyectos, mucha gente de toda Latinoamérica y el Caribe, en proyectos sobre música, cine, entre otros, para ver cómo podemos seguir adelante”.

“El año pasado nos marcó a todos, y la palabra resiliencia la aplicamos en todos nuestros planes, los inmigrantes somos muy recursivos, y nos ganamos la admiración de los demás, pues como dice el refrán ´si te dan limones, haz limonada”, añadió la especialista en servicios financieros.

“Es increíble que 2020 tal vez haya sido uno de los años más productivos, pues logramos tener asociados en el sector de los abogados, en los grupos financieros, de inmigración, contadores, empresas inmobiliarias, propietarios de restaurantes, una de las áreas más golpeadas por la pandemia de la Covid-19”.

A una pregunta sobre la verdadera tormenta que provocó la Covid-19 en todo el mundo, Linares respondió que “el espíritu emprendedor de nuestros asociados permitió avanzar en nuestros respectivos sectores, somos inspiradores de la labor que desempeñamos y alentamos a otros a seguir nuestro ejemplo”.

Incluso, dijo, se presentaron los casos de los empresarios en agencias de viajes y restaurantes, que son una de las áreas más golpeadas por la pandemia, a quienes dieron sus ideas sobre la mejor manera de seguir adelante a pesar de las dificultades.

“A los empresarios de todos los sectores les decimos que se comuniquen con nuestra organización, para ver entre todos cómo podemos ayudarnos unos a otros, qué podemos aportar, y eso lo aprendimos en 2020, que fue un año en que cada uno se vio obligado a pensar de qué forma se puede ayudar a sí mismo y al prójimo”, añadió.

Mónica Linares añadió que está feliz de trabajar como voluntaria en la Cámara de Comercio Hispana “y quisiera invitar a todas las personas, incluso a aquellas que no son empresarios, a que se unan a nosotros y nos apoyemos unos a otros, buscando la forma de cómo nos podemos ayudar mejor e inspirar a los demás que quieren ser empresarios, porque en la unión está la fuerza”.

La empresaria, de origen colombiano, reconoció que la comunidad latina todavía necesita más apoyo, por lo que –dijo– la Cámara de Comercio Hispana está dispuesta a proporcionar esa asistencia.

“Estamos en contacto con la Cámara de Comercio Latinoamericana en Miami, Estados Unidos; allí están representadas entidades similares de muchas naciones de la región”, aseveró.

En la entrevista con CorreoTV, Mónica Linares invitó a la audiencia “a que se ponga en contacto con la Cámara de Comercio Hispana, que se una a nosotros y para ello pueden contactarnos a través de las redes sociales, pues estamos en Facebook, en Twitter y ahora tenemos un canal en Youtube, y tenemos nuestra página web (www.thcc.ca)”.

“A través de estas redes pueden afiliarse de alguna forma a nuestra organización, o ser parte del equipo, esperamos tener un encuentro virtual grande de empresarios para ver de qué forma podemos ayudarnos, sobre todo en nuestra tarea de generar empleo”, concluyó.

La Cámara de Comercio Hispana de Toronto fue creada en 2002 y desde entonces ha trabajado estrechamente con el sector empresarial latino en tareas de promoción del desarrollo económico, la conformación de alianzas estratégicas y el trabajo en redes.

(*) Nota redactada a partir de la entrevista en CorreoTV que puede ver en el canal de Correo Canadiense en YouTube.

Fotos: Isabel Inclan