Debido a la pandemia, se dieron menos residencias en 2020, ahora es una gran oportunidad

En febrero pasado hubo un sorteo en Canadá y se les dio una oportunidad de aspirar a la residencia permanente a unos 27 mil individuos, lo que constituyó algo sin precedentes, afirmóla consultora certificada de Inmigración Roxana Caro.

“Por eso es muy importante que los inmigrantes o quienes deseen venir a Canadá tengan listos sus perfiles, porque no sabemos cuándo esta oportunidad pueda repetirse”, recomendó Caro, quien tiene 15 años de experiencia, en entrevista con CorreoTV.

La consultora certificada respondió las preguntas enviadas a CorreoTV por inmigrantes sobre sus casos respectivos, entre ellas la de una mexicana residente en Toronto, quien tiene permiso de estudiante que vence en octubre próximo.

“Mi objetivo es terminar inglés, entrar al college y quedarnos aquí, mi esposo ha estado renovando su estatus de turista, este que posee ahora es el cuarto y vence el 30 de mayo.¿Qué opciones tenemos?”, preguntó la persona, quien no reveló su identidad.

Al respecto, Roxana Caro explicó que ella debe declarar sus intenciones a las autoridades y anexar a la aplicación del esposo su carta de aceptación, e informar que ya está en trámite su permiso”.

Antonio Padilla, residente en Toronto, a quien el 5 de febrero se le venció autorización abierta de trabajo y dos días después Inmigración dictaminó que no se lo renovaría, preguntó:”Me aconseja un abogado solicitar refugio. ¿Qué me sugiere usted hacer?”.

Al analizar el caso, Roxana Caro señaló que “no le recomienda acudir a la vía de refugio porque esa es una medida para personas perseguidas o que tienen algún temor de persecución, o en su país lo han buscado por motivos religiosos, o que su vida corre peligro”.

“Casi seguro le niegan el refugio porque ya había estado aquí en Canadá por eso le aconsejaría a esta persona que busque un trabajo que le permita obtener un Labour Market Impact Assessment (LMIA) y de ahí aplicar a la extensión”, añadió la experta.

Caro aclaró que el LMIA es una validación que el empleador hace con Recursos Humanos de Canadá (ServiceCanada), en la que se verifica, entre otros aspectos, que la oferta de trabajo es genuina y que le van a pagar al individuo lo mismo que a cualquier residente permanente o ciudadano canadiense.

Andrés Gil es ingeniero de aviación, vive en Canadá y posee un permiso de trabajo temporal cerrado; aunque su empleador terminó su relación laboral, él desea permanecer en este país.

La consultora de inmigración certificada le aconsejó “encontrar ese empleo que le proporcione un LMIA, aunque los ingenieros están en una lista del Tratado de Libre Comercio con México y no requieren ese documento, por lo que podría recibir una oferta laboral sin esa autorización”.

Por su parte, Ubaldo Malváez, carpintero, laboró en Estados Unidos anteriormente y ahora quiere venir a Canadá.

Al respecto, Caro señaló que “es muy importante que el hecho de haber tenido un empleo en Estados Unidos, le puede facilitar el trámite, pero hay muchas formas de aplicar al permiso de trabajo y la más común es tener un LMIA”.

Mauricio Uribe preguntó cómo puede conocer un solicitante que su petición ha sido validada o no.La experta en temas migratorios le respondió que “ahora los permisos están demorando mucho, pero puede llamar a las autoridades correspondientes, y no es necesario introducir otra solicitud si no ha recibido respuesta de la primera”.

Una última pregunta que recibió CorreoTV fue la de Rigoberto Castellanos, mexicano, quien trabaja en la restauración de edificios: “Vine como turista el 15 de enero del 2019, hice extensiones de 6 meses cada una, pero después ya no presenté la tercera y perdí mi estatus el 15 de enero de 2020. ¿Cómo puedo recuperarlo?”.

Al responderle, Caro le recordó que “el gobierno siempre da al inmigrante 90 días para que restaure su estatus si lo pierde, pero Castellanos lo perdió, y francamente en el 80 por ciento de estos casos el oficial que los atiende les niega la posibilidad, incluso puede correr el riesgo de ser deportado cuando se presente a Inmigración”.

Sin embargo, la consultora señaló que existen matices sobre este asunto y de hecho puede que encuentre “una respuesta solidaria por parte de quien lo atiende y restablecer su estatus legal”.

Finalmente, Roxana Caro reiteró que las personas interesadas en estos temas pueden ponerse en contacto con ella a través de su página en Internet www.caroimmigration.ca, o escribirle a su correo electrónico: roxana.caro@caroimmigration.ca. (*) Nota realizada a partir de la entrevista de Isabel Inclán para CorreoTV