Huelga ferroviaria podría impactar en agricultura de Canadá

Una huelga de trabajadores ferroviarios en Canadá paralizó el fin de semana los trenes en el país e interrumpió el comercio con Estados Unidos por esa vía, lo cual pone en riesgo las labores agrícolas, advirtieron diversas fuentes.

Grupos de esa rama alertaron que cualquier retraso podría provocar recortes en la producción, pues por los rieles se mueven fertilizantes y otros insumos para la siembra de primavera, pero también las entregas de alimentos de emergencia para el ganado en zonas afectadas por la sequía, publicó la televisora CTV News.

El domingo casi tres mil ingenieros, conductores y otros empleados de la empresa Canadian Pacific Rail, asociados al sindicato Teamsters de Canadá, comenzaron un paro debido a una disputa de larga data.

Ambas partes están en desacuerdo sobre 26 temas pendientes, incluidos salarios, beneficios y pensiones, por lo que a pesar de la huelga continúan las negociaciones, de acuerdo con un comunicado de la oficina del ministro federal de Trabajo.

El paro laboral amenaza las líneas de suministro que ya luchan contra los efectos de la pandemia de Covid-19, una preocupación expuesta desde el jueves por alrededor de 40 grupos de la industria canadiense.

Cualquier interrupción puede obstaculizar la capacidad de carga del país y dañar la economía en general, en medio de la inflación, la escasez de productos, el aumento de los costos del combustible y los efectos del conflicto en Ucrania, señalaron.

Esta situación puede afectar directamente la capacidad de Canadá para actuar como una fuente confiable de productos agrícolas para los consumidores globales, consideró la Federación Canadiense de Agricultura en una nota de prensa.