Denuncias de fraude se duplicaron durante la última década en Canadá

Los incidentes de fraude casi se duplicaron durante la última década en Canadá, pero la proporción de casos resueltos alcanzó su nivel más bajo en 20 años.

De acuerdo con Statistics Canada, la policía recibió 150 mil denuncias de fraude en 2022, la cifra más alta jamás registrada, y casi el doble de los 79 mil reportados en 2012.Sin embargo, en ese mismo tiempo, la tasa de resolución cayó en casi dos tercios a sólo el 12 por ciento el año pasado, con más de 100 mil incidentes sin solucionar.Por otra parte, los organismos encargados de hacer cumplir la ley informan que las pérdidas financieras provocadas por el fraude están alcanzando niveles nunca antes vistos.Según datos del Centro Canadiense Antifraude (CAFC en inglés), las pérdidas reportadas por este delito, y otras ilegalidades en el ámbito cibernético, ascendieron a 530 millones de dólares solo en 2022, cerca de un 40 por ciento más que los 380 millones de dólares de 2021, que en ese entonces también constituyó un récord.“A medida que vemos que la cantidad de dinero perdida por fraude continúa aumentando, nuestro deber de protegernos unos a otros se vuelve cada vez más importante”, opinó a propósito el director general de la entidad, Chris Lynam.Mientras tanto, la investigación de Statistics Canada sugiere que esas pérdidas podrían representar solo la punta del iceberg, y las estimaciones, incluidas aquellos casos no reportados a la policía, ascienden a miles de millones de dólares por año.Los datos de la encuesta nacional más reciente muestran que el 17 por ciento de los canadienses de 15 años o más fueron víctimas de un fraude entre 2014 y 2019.Entre los examinados por el sondeo, esta resultó la categoría de delito más frecuente, superó las ilegalidades contra la propiedad y los crímenes violentos, y afectó a aproximadamente 2,5 millones de personas en los 12 meses anteriores a la realización de la pesquisa.

+ posts