El Día de la Familia

El tercer lunes de febrero varias provincias canadienses celebraron el Family Day (Día de la Familia), como una oportunidad de pasar tiempo con sus seres queridos.

Esta celebración es una fiesta relativamente nueva, siendo Alberta la primera región que la instauró desde 1990. Tuvieron que pasar casi dos décadas, para que Saskatchewan, en 2007, se sumara también esta celebración.

En Ontario se celebra desde 2008, igual que en Manitoba. En la Isla del Príncipe Eduardo se realiza desde 2009 y en Columbia Británica en 2013, mientras que Nueva Escocia fue la última en sumarse y comenzó a celebrar esta jornada desde 2015.

A finales de la década de los 80 el entonces primer ministro de Alberta, Don Getty, no sólo enfrentaba un difícil panorama económico, centrado en intentar equilibrar su presupuesto, sino también quería lidiar con los problemas sociales de la provincia, como la violencia doméstica y las elevadas tasas de divorcio.

De ahí nació la idea de dar una jornada para “la familia” y buscar renovar los vínculos entre padres, hijos, hermanos e incluso amigos. Más de 20 años después la idea parece dar frutos. En todos los lugares que se celebra el Family Day está repleto de actividades familiares.

Las actividades comunes del Día de la familia incluyen patinar, jugar hockey, snowboard, esquiar y asistir a varios festivales de invierno.