Ottawa no ha restablecido los servicios de salud a todos los refugiados

Ottawa no ha restablecido los servicios de salud a todos los refugiados
Ottawa no ha restablecido los servicios de salud a todos los refugiados

FREDDY VELEZ*

Los defensores de los derechos de los refugiados denunciaron esta semana en Toronto que el gobierno conservador sigue sin cumplir lo ordenado por un juez con respecto a restablecer la cobertura de servicios de salud para los solicitantes de refugio en el país.
Según lo dijo el abogado Lorne Waldman, quien defiende los derechos de los que piden asilo y los médicos que apoyan esta causa, el fallo de la corte federal se hizo el año anterior y pese a que Ottawa posteriormente sacó nuevas regulaciones para atender lo ordenado por el alto tribunal, aún no se restituyen la totalidad de servicios.
El martes pasado se abrió, por tanto, una nueva solicitud legal para que el gobierno de Stephen Harper cumpla con lo establecido en el anterior fallo.
El régimen que ahora se pone en debate legal fue instituido por Ottawa el pasado mes de noviembre, luego de que la corte decidiera que una masiva modificación al programa fuera puesta en vigor por los Conservadores en 2012 y se le considerara inconstitucional. El tribunal entonces ordenó que se reformara de nuevo restituyendo los originales derechos de los solicitantes de refugio.
El argumento del gobierno es que asumir esos costos demandan unos 6 millones de dólares que provienen en últimas de los bolsillos de los contribuyentes.
Pero defensores como Waldman dicen que se está poniendo en riesgo la vida de, por ejemplo, mujeres en embarazo y niños, que ahora no pueden recibir ciertos cuidados médicos.
El abogado sostiene que, sin embargo, lo que el gobierno instituyó en su lugar no cumple con el fallo original de la juez Anne Mactavish.
En declaraciones al canal de televisión CTV Waldman dijo que “El ministro de salud reintrodujo servicios de salud para algunos refugiados pero no para todos”.
“Y estamos argumentado que los cambios no cumplen con la orden dada por la juez Mactavish porque hay muchas personas que no tienen ahora cobertura”.
Antecedentes
La disputa comenzó en 2012 cuando los Conservadores de repente decidieron revocar un un programa que llevaba diez año en funcionamiento y que cubría todos los costos de salud de aquellas personas que estuvieses en espera de una decisión de sus casos de refugio.
En cambio, el gobierno comenzó a brindar cobertura siguiendo criterios como el país de origen de los solicitantes, y limitando aún más el acceso a casos donde hubiese riesgo de una emergencia pública de salud.
Todos los solicitantes perdieron la cobertura para el pago de medicamentos y para servicios como cuidado dental o de los ojos.
Fue entonces cuando la entidad The Canadian Doctors for Refugee Care y los mismos solicitantes de refugio decidieron llevar el asunto ante los tribunales.
En julio, Mactavish declaró que el sistema era cruel e inusual, argumentado que éste ponía en riesgo la vida de  seres humanos.
Ella le dio cuatro meses al gobierno para darle solución al asunto. El gobierno entonces apeló pero perdió lo que llevó a los cambios que se instituyeron en noviembre.
El plan temporal extendió la cobertura para niños y mujeres en embarazo y eliminó la restricción por países de origen. Pero la cobertura aún depende en si el solicitante aún está en espera de una decisión.
Y aún no se restituye la cobertura a los costos de los medicamentos.
*Editor general