Turnout y colores de piel

El comportamiento electoral de las «Minorías visibles»

Si nos preguntáramos si tiene sentido analizar el comportamiento electoral de las llamadas “minorías visibles”, la respuesta podría ser simultáneamente Si y NO.

Primera respuesta: SI
Porque se trata de una población en crecimiento constante desde hace 50 años, que conforma más del 25% de la población total del país y que, en una ciudad como Toronto, es ya más del 50%.
Porque es esencial conocer si esa población hace uso de un derecho como el voto, que es fundamental en una democracia sana, y poder saber las razones de su comportamiento.

Segunda respuesta: NO
Porque no está clara la pertinencia de considerar a esas “minorías visibles” como una categoría de estudio válida.

Cuando se analiza, como hemos hecho en las Fichas anteriores, la relación que existe entre edad, ingresos, nivel educativo y turnout los resultados son muy claros ya que se comparan sectores de la población homogéneos y muy bien diferenciados.

Por el contrario, cuando se desea analizar el comportamiento electoral de un sector de la población como el definido como “minorías visibles” cuya imprecisón y ambigüedad desnuda su background racista, la situación se torna más compleja.

Dentro de la categoría “minorías visibles”, hay jóvenes y adultos mayores, hay personas de diferentes niveles educativos y económicos, pero además hay personas que provienen de muy diferentes culturas y tradiciones sociopolíticas.
Por lo general y de un modo bastante caótico que depende de qué organismo de gobierno o qué organización utilice el concepto, se entiende que son “minorías visibles” las personas que provienen de Asia y Africa siempre que no tengan una ascendencia claramente europea o blanca, y las personas provenientes de América Latina incluso en el caso de que la tengan.

Esto es muy importante para nosotros ya que en nuestro caso, lo que estaría definiendo nuestra ”visibilidad” como minoría no es tanto el color de nuestra piel sino además nuestra lengua y nuestra procedencia geográfica.

Sirva esta introducción para adelantar que, en realidad, si bien Elections Canada considera que la pertenencia a una “minoría visible” es uno de los principales predictores de baja asistencia a las urnas. Los motivos por los cuales gentes tan diferentes podrían tener un comportamiento tan similar, no parecen estar claros y eso es precisamente lo que nos intersará abordar.

La duda que queda planteada es: Si las “minorías visibles” tuvieran un comportamiento electoral semejante, ese hecho ¿estaría originado en algo que todas ellas tienen en común o se trataría de algo derivado del propio sistema electoral?

Racialización del turnout en Toronto

Estos dos mapas muestran la asistencia a las urnas de los distintos Wards de Toronto en las elecciones municipales de 2014 y el porcentaje de la población definida como “minorías visibles” que los habitan.

Como se aprecia, hay una coincidencia muy significativa entre ambos mapas, lo que nos da la dimensión de la “racialización del voto” y nos alerta acerca de sus resultados: los grupos minoritarios, al tener una participación electoral significativamente menor, no alcanzan una representación acorde a su significación demográfica y eso, como veíamos antes, genera inequidad a lo largo de todo el cuerpo social y contribuye a debilitar la democracia.

En nuestras próximas fichas, veremos de qué modo estos mapas se superponen a los mapas de la pobreza en la ciudad.

Latin@s en Toronto - communication for social development, está orientada a la construcción de capacidades que promuevan el empoderamiento de los sectores vulnerables. Correo cuenta con el asesoramiento de Latin@s en Toronto en el desarrollo de una nueva línea editorial y nuevos contenidos.