Un convoy de camioneros se dirige a Parliament Hill para protestar por los mandatos de vacunación contra la COVID-19 y otras políticas gubernamentales que consideran que infringen sus libertades individuales.

El primer ministro Justin Trudeau se pronunció al respecto este miércoles y destacó que estos ciudadanos  “no representan los puntos de vista de los canadienses que han estado ahí el uno para el otro, que saben que seguir la ciencia y dar un paso al frente para protegerse unos a otros es la mejor manera de continuar asegurando nuestras libertades, nuestros derechos, nuestros valores, como país”.  

El llamado “convoy de la libertad” a raíz de un mandato de vacunas impuesto recientemente a los camioneros que cruzan la frontera, aunque el grupo ha obtenido el apoyo de grupos de antivacunas que sienten que la necesidad de vacunarse contra COVID-19 restringe sus derechos.