Real Madrid busca su segunda
corona en el Mundial de Clubes

Pese a la ausencia del galés Gareth Bale, el cuadro español llega al torneo pletórico, inmerso en una extraordinaria racha de partidos sin perder y dominador destacado de LaLiga.
Ganador de la Liga de Campeones ante el Atlético de Madrid en Milán y posteriormente de la Supercopa europea ante el Sevilla en Trondheim, el equipo de Zidane busca su tercera corona de 2016 y la cuarta seguida para los conjuntos europeos en el Mundial de Clubes.
El torneo de Japón 2016 presenta al Atlético Nacional colombiano como gran alternativa. El vencedor de la Copa Libertadores, protagonista indirecto del año al ser el equipo que iba a recibir al Chapecoense en la final de la Copa Sudamericana, tratará de hacer historia y homenajear de paso al malogrado cuadro brasileño.
Como el Real Madrid, el Atlético Nacional de Reinaldo Rueda entrará en escena en semifinales, en su caso en la primera, el próximo 14, un día antes que el equipo de Zidane.
Mientras que el cuadro blanco tiene también en su palmarés tres Copas Intercontinentales, el Atlético Nacional intentará hacer historia y sumar su primera gran corona a nivel universal 27 años después de haber perdido dicho trofeo en el Olímpico de Tokio ante el Milan de Arrigo Sacchi.
El conjunto que dirigía ‘Pacho’ Maturana, con René Higuita como uno de sus grandes estandartes, plantó cara al poderoso equipo italiano, en el que entre otros jugaban Paolo Maldini, Franco Baresi, Marco van Basten, Frank Rijkaard, Carlo Ancelotti o Roberto Donadoni, y no cedió hasta la prórroga, en la que marcó el único tanto del partido Alberigo Evani.
El fútbol colombiano sueña con su primer título que también se le escapó en la Copa Intercontinental de 2004, la última edición de dicho trofeo, cuando el Once Caldas cayó en la tanda de penaltis frente al Oporto luso tras empatar a cero.
El torneo comenzará este jueves en Yokohama con el encuentro entre el anfitrión, el Kashima Antlers nipón, y el Auckland City, campeón oceánico y ya un clásico de estas lides.
El Kashima tratará de, cuanto menos, repetir la gran participación en 2015 del Sanfrecce Hiroshima, que acabó en la tercera posición.
Los ‘Navy Blue’ que dirige el español Ramón Tribulietx afrontan su octava participación con una plantilla muy parecida a la de 2015 y con el regreso de uno de sus principales hombres, Ivan Vicelich, que también es ayudante del técnico.
En 2013 fueron la gran revelación al alcanzar las semifinales y rozar la final -cayeron por 2-1 en la prórroga ante el San Lorenzo-. Luego se hicieron con la tercera plaza ante el Cruz Azul mexicano en la tanda de penaltis.
El ganador del partido entre los anfitriones y el Auckland City se encontrará el domingo 11 en los cuartos de final, en Osaka, con el Mamelodi Sundowns, el campeón africano, en el que destacan Khama Billiat, Tiyani Mabunda y el colombiano Leonardo Castro.
Justo antes, en el primer choque de cuartos, se enfrentarán los campeones de Asia, el Jeonbuk Hyundai surcoreano y el América mexicano, que afronta su tercera participación.
El cuadro azteca, con Oribe Peralta y Moisés Muñoz a la cabeza, sucumbió en cuartos de final, ante el Guangzhou Evergrande chino (1-2) y se tuvo que conformar con la quinta plaza al ganar al Mazembe (2-1).
Tras alcanzar la final del Apertura mexicano ahora pretende superar el primer escollo que supone el equipo que dirige Kanghee Choi, que cuenta con los brasileños Leonardo y Edu y forma un bloque muy bien armado atrás.
Si el América supera al equipo surcoreano se enfrentará al Real Madrid en la semifinal del día 15 en Yokohama, un día después de que el Atlético Nacional busque en Osaka una plaza en la final.