Recetas de cócteles analcohólicos para toda la familia

Muchas veces las personas que no pueden o no disfrutan consumiendo alcohol no encuentran opciones deliciosas y divertidas para compartir con sus seres queridos. Desde Correo Canadiense les compartimos esta semana 4 recetas de cócteles analcohólicos que se pueden disfrutar en familia y que se pueden convertir en el alma de la fiesta.

Cóctel Little Pink Pearl

INGREDIENTES

30 mililitros de zumo de lima

60 mililitros de zumo de pomelo rosa

1 cucharada de horchata

Hielo

Rodaja de pomelo rosa para decorar

MODO DE PREPARACIÓN

Ponemos todo en la coctelera, llenamos con hielo hasta la mitad, agitamos y servimos en copa de cóctel.


Cóctel Catkisses

INGREDIENTES

100 mililitros de zumo de piña

40 mililitros de zumo de naranja

20 mililitros de leche de coco

20 mililitros de nata líquida

Cubitos de hielo

MODO DE PREPARACIÓN

Poner todos los ingredientes en la coctelera con cuatro cubitos de hielo, agitar durante 30 segundos y colarlo sobre un vaso de tubo con hielo.


Té verde helado al estilo moruno

INGREDIENTES

Té verde

Azúcar moreno

Unas ramas de hierbabuena

MODO DE PREPARACIÓN

Calienta agua hasta que hierva para limpiar la tetera. Enjuaga un par de minutos y tira el agua. Calienta agua hasta hervir en un cazo y apaga el fuego. Pon una cucharada de azúcar moreno y una cucharada de té verde por cada persona dentro de la tetera. Vierte un poco de agua en la tetera y deja reposar un minuto. Tira el agua y el té ya no tendrá notas amargas. Ahora añade el resto del agua que habíamos hervido que estará aproximadamente a 85º y deja que infusione. Añade también un manojo de hierbabuena y deja reposar 4 minutos. Pasa el té resultante a una jarra y deja que se enfríe. Sirve en vaso ancho con 3 piedras de hielo y un ramillete de hierbabuena.


RECETA Michelada sin alcohol

INGREDIENTES

1 tercio o lata de cerveza sin alcohol muy fría

El zumo de una lima

Tabasco

Salsa Worcestershire

Jugo Maggi

Zumo de tomate (opcional)

Sal

Hielo

MODO DE PREPARACIÓN

Los ingredientes de la michelada varían enormemente entre países, aunque la versión más extendida consiste en verter un tercio de cerveza sobre un vaso con hielo, añadir el zumo de una lima, sal, y diferentes salsas al gusto. Lo habitual es echar unas gotas de Tabasco, salsa Worcestershire y Jugo Maggi. Hay quien añade, además, un poco de zumo de tomate o Clamato. Si se quiere más picante se puede añadir además un poco de chile en polvo. La michelada enmascara la falta de sabor habitual de la cerveza sin alcohol y es una gran forma de animar la fiesta a quién no pueda o no quiera beber.

+ posts